La unidad de diagnostico prenatal está especializada en el estudio del feto durante su desarrollo intra-útero. El equipo médico que la integra está formado por ginecólogos con una amplia experiencia y preparación en este campo.

Cual es nuestra tarea

El diagnostico prenatal tiene el propósito de asegurarse que durante el embarazo se produce un desarrollo correcto del feto, diagnosticando lo mas precozmente defectos que puedan aparecer a fin de llevar a cabo la terapéutica más adecuada a cada caso.

Que técnicas empleamos:

  • Técnicas no invasivas: estas pruebas no suponen ningún riesgo para el embarazo y consiste en un estudio ecográfico y hormonal en sangre materna.
    • Estudio ecográfico de la semana 12:
      • En esta ecografía, se determina de forma precisa la edad gestacional a través de la medición del feto (longitud cefalo-nalga).
      • Estudiamos diferentes marcadores ecográficos de posibles defectos congénitos (pliegue nucal, hueso nasal, ductus venosos, etc)
      • Se calcula el riesgo de síndrome de Down y Edwards combinando los marcadores ecográficos anteriormente mencionados con un estudio hormonal en sangre materna (hCG y PAPP-A). Esta prueba combinada tiene una sensibilidad diagnostica del 92%.
    • Estudio ecográfico de la semana 20.
      • Esta ecografía se realiza entre las semanas 18 y 22 de la gestación y pretende un estudio morfológico minucioso de toda la anatomía fetal con el fin de descartar malformaciones fetales. Así mismo, nos ayuda a valorar la placenta y el líquido amniótico.
    • Estudio Doppler.
      • La ecografía Doppler permite valorar el flujo de sangre en diferentes territorios fetales (cordón umbilical, arterias cerebrales, etc). Esta técnica nos ayuda a tener una valiosa información sobre el bienestar del feto.
    • Estudio ecográfico 3D/4D.
      • En casos complejos se practica una ecografía 3D/4D para visualizar con mayor precisión la anatomía fetal.
  • Técnicas invasivas: permiten obtener material de origen fetal para poder estudiarlo con técnicas avanzadas, tales como biología molecular, moderna genómica, u otras. Su propósito es clarificar dudas diagnósticas originadas en las técnicas no invasoras.

El tejido fetal puede obtenerse esencialmente de dos formas, ambas sin requerimiento de anestesia o ingreso:

  • Biopsia corial.
    • Procedimiento diagnóstico invasivo que consiste en la obtención de vellosidades coriales de la placenta.
    • Se realiza entre las semanas 10 y 14 de la gestación.
    • A través del cuello del útero se introduce una pinza ultrafina, que biopsia el tejjido placentario. Se trata de un procedimiento generalmente indoloro y totalmente ambulatorio.
  • Amniocentesis.
    • Obtiene líquido amniótico, donde hay células de origen fetal (piel u otros tejidos) en suspensión.
    • Se realiza entre las semanas 15 y 17 de la gestación.
    • Esta técnica consiste en la punción del abdomen con una aguja inserta en una jeringa. Al llegar al espacio intra-amniótico se aspira líquido, que luego es remitido para procesado al laboratorio.

Dónde nos encontramos

Esta unidad se encuentra situada en la primera planta del edificio de consultas externas.

Galería de imágenes